Poder Comunitario

Interés, tras interés y ¿cuál es tu interés?

Ley de Tarjeta de CréditoLa Ley de Tarjetas de Crédito vigente impone una tasa de interés de alrededor del 26% anual.

 

Establece que los intereses acumulados sobre la deuda original no deben sobrepasar el 150% y, al llegar a ese extremo, la entidad financiera debe establecer un convenio de pago con el usuario de la tarjeta.

 

También establece un tope sobre los intereses cobrados para deudas con tarjetas para evitar cobros exagerados. El 4% de usuarios de tarjetas de crédito se encuentra en un rango de mora altísimo, según se le ha consultado a las emisoras de tarjetas, por lo que rechaza que la Ley se haya aprobado para beneficio de muchas personas que no pueden pagar su deuda.

 

Existen alrededor de 1.6 millones tarjetas de crédito, dos por persona, con la vigencia la Ley se cortaría “inmediatamente” alrededor de 500.000 usuarios, un millón de tarjetas.

 

Entonces, será más difícil adquirir una tarjeta de crédito a partir de ahora, pues los solicitantes deberán tener ingresos superiores a los Q. 10,000 mensuales (algo más de US$ 1.289), según los cálculos.

 

Según la apreciación del diputado ponente de la presente ley, señala que la industria de las tarjetas de crédito se verá compensada con una ola de nuevas solicitudes.

 

Sobre la Ley de Tarjeta de Crédito

Ley de Tarjeta de CréditoEl objetivo es establecer el marco legal y regular las operaciones, tanto en crédito como en compra-venta realizadas, y también las relaciones entre emisor, operador, tarjetahabiente y afiliado (Art. 1).

 

Por lo tanto, debe haber un contrato por escrito entre el emisor y tarjetahabiente, que especifique la línea de crédito para la utilización de la tarjeta en adquisición de bienes, servicios o retiro de dinero en efectivo; el tarjetahabiente queda obligado a cancelar las cantidades a su cargo, conforme las condiciones pactadas.

 

Recuerde que el texto del contrato tiene que ser de fácil lectura y comprensión, sobre todo destacar las cláusulas que establecen las obligaciones de ambos, el tamaño de la letra debe ser de 10 (la medida de las letras es en puntos). El documento debe ser firmado por ambas partes.

 

Tome muy en cuenta que su límite de crédito puede ser modificado, aumentándolo o reduciéndolo por el emisor durante la vigencia del contrato y el tarjetahabiente debe ser notificado cada vez que hayan cambios, esto lo hará el emisor por todos los medios posibles; no tener respuesta positiva durante 45 días se entiende que “no aceptado” (Art. 3).

Sobre la reestructuración de la deuda
Cuando una deuda alcance el 150% sobre el límite de crédito, o también cuando el tarjetahabiente considere no poder pagar en la forma programada; el emisor debe realizar una estructuración. En ambos casos, no se requiere de fiador ni generarán intereses, tomar en cuenta que la cuota de pago no debe exceder el 20% de los ingresos mensuales del tarjetahabiente.
Esto se hará en un nuevo contrato el cual deja sin validez el contrato anterior o inicial y nuevamente deben firmar y tener una copia las dos partes (Art. 9).

 

Cómo me entero de cuanto debo pagar

El emisor debe enviar o poner a disposición del tarjetahabiente titular un estado de cuenta a la fecha de corte, como mínimo 10 días antes de la fecha límite de pago.

 

Lo que tiene que tener su reporte de tarjeta de crédito

  1. Identificación del emisor
  2. Nombre del tarjetahabiente
  3. Número o identificación de la tarjeta
  4. Saldo a la fecha de corte
  5. Saldo de contado
  6. Pago mínimo
  7. Fecha de corte
  8. Fecha límite de pago
  9. Pagos realizados, los abonos del período, detallando los valores aplicados a capital e intereses, en el caso en que tenga saldos acumulados con intereses.
  10. Balance del pago de intereses sobre saldos acumulados
  11. Gastos realizados (suma total)
  12. Tasa de interés aplicada al período
  13. Intereses por mora aplicados
  14. Otros cargos aplicados, si corresponden
  15. Crédito disponible
  16. Tasa de interés anual equivalente
  17. Detalle de cada gasto o consumo realizado con la información siguiente:
    1. Fecha de operación
    2. Fecha de consumo
    3. Identificación del afiliado, indicando el país del afiliado si está no fuera de Guatemala
    4. Monto de la transacción indicando la moneda
    5. Retiros en efectivo
  18. Premios y bonificaciones por uso de tarjeta
  19. Cuota de seguro, si corresponde (Art. 15)

 

De la supervisión

Ley de Tarjeta de CréditoLas entidades emisoras de tarjetas de crédito constituidas en nuestra Guatemala, estarán sujetas a la vigilancia e inspección por parte de la Superintendencia de Bancos (Art. 29).

 

¿Qué sucede si la tarjeta es clonada?

Es un delito cometido por quien sustraiga, copie, reproduzca, grabe o altere la información contenida en la banda magnética o en el medio de identificación electrónica, óptica o de cualquier otra tecnología que posea una tarjeta de crédito. Y quien lo haga sin causa legítima o sin consentimiento de quien esté facultado para ello, imprima o troquele mediante cualquier tecnología, un instrumento de características similares a una tarjeta de crédito. Son de 6 a 10 años de cárcel y multa de Q.150,000 a Q.500,000 (Art. 31).

 

¿Qué sucede con los emisores que no formen parte de un grupo?

Se regirán por lo establecido en la Ley de Tarjeta de Crédito, en lo aplicable, por la Ley de Bancos y Grupos Financieras, así como por las disposiciones emitidas por la Junta Monetaria y por la Superintendencia de Bancos. En materias no previstas en estas leyes, los emisores se sujetarán al Código de Comercio de nuestra Guatemala y lo aplicable en la legislación general (Art. 37).

 

¿Cómo podrían acosarme u hostigarme?

Los acreedores o agentes de cobranza, tienen prohibido: oprimir, molestar o abusar de una persona, de manera insistente y repetitiva, con ocasión de la gestión de cobro de una deuda, se considera acoso u hostigamiento:

  1. Cuando el cobrador llame por teléfono, envié mensajes de texto, correos electrónicos o cualquier otro medio análogo, en días y horarios inhábiles.
  2. Cuando el cobrador llame o envíe mensajes (anteriormente citados) en más de tres veces en el día.
  3. No se puede comunicar a otra persona que no sea el deudor o a quienes les fían.
  4. Pegar avisos en postes y viviendas cercanas a la residencia o trabajo del usuario, o en postes de energía eléctrica, con el fin de causar vergüenza para efectuar los pagos (Art. 40).

Por Licda. Oralia Lima


Todos los derechos reservados. Copyright © 2018 - Revista i502 - Guatemala.